En un año incierto, Tomás aporta herramientas de decisión a los productores

En un año incierto, Tomás aporta herramientas de decisión a los  productores

Desde hace 2 años, Tomás organiza a lo largo del año una serie de charlas de actualización gratuitas en distintas localidades del oeste bonaerense, orientadas a los productores y a la comunidad en general. El ciclo 2019, sin embargo, se adelantó un mes y comenzó en febrero.

“En un año tan particular y de cierto grado de incertidumbre económica y política decidimos adelantar el comienzo de nuestras charlas para acompañar al productor en la toma de decisiones”, remarcó Murature.

“En Tomás tenemos un relacionamiento muy amplio con nuestros clientes, a los cuales no sólo le ofrecemos negocios, productos y servicios, sino también información de calidad para ayudarlos a interpretar y leer los procesos económicos de nuestro país, que son muy complejos y muchas veces influyen en los negocios que se hacen”.

 

El año según Di Stefano

El economista y analista de mercados comenzó su charla identificando los 5 problemas que atañen al mundo: la guerra comercial entre China y USA; el Brexit y su relación con Europa; el techo de la deuda en EE.UU.; la Reserva Federal y su política acomodaticia, y el mercado de bonos americanos y la liquidez.

En este sentido, destacó que “el mundo va a tener una política acomodaticia que a la Argentina no le tiene por qué impactar”, al tiempo que recordó el alto nivel de endeudamiento que se registra a nivel global.

Yendo a la situación local, Di Stefano reconoció que en el escenario financiero 2019 “las tasas de interés no van a bajar y quedarán en 43%;  la tasa de inflación oscilará en 36%, y vamos a tener un dólar en un piso de $50; incluso en octubre estimo que podría estar en $58”.

“Es que los argentinos ahora están depositando su dinero en plazos fijos, pero en años electorales siempre el resguardo pasa a ser el dólar”, enfatizó el analista.

 

Soja, ¿vender o no vender?

“Si quieren hacer un negocio no se queden con la soja, no la guarden”, recomendó Di Stefano a los más de 90 productores que participaron de la jornada de ayer en la Sociedad Rural de Carlos Casares.

Según el analista, los mercados a futuro estarían anticipando que en 2020 la soja va a tener valores similares a los de este año. “Por eso les digo: vendan la soja, quédense con los dólares y analicen qué negocio les conviene hacer”, recomendó.

Di Stefano también pronosticó un escenario de valores estables para el maíz y “precios más normalizados para el trigo, ante stocks que satisfacen a la demanda”.

No obstante, en el caso del maíz dejó un elemento de análisis sobre la mesa: “los productores americanos están complicados y tienen que invertir más de u$s1.000 para sembrar maíz sobre maíz, por lo que es probable que hagan más soja que cereal. Esto puede representar una oportunidad para los productores locales, pero hay que estar atentos al clima”, concluyó.